• +52 (999) 924 90 22

Historia

RESEÑA - COLEGIO CATOLICO DE SAN ILDEFONSO

Hotel Caribe

El Colegio Católico de San Ildefonso estaba situado junto al templo aún existente de San Juan de Dios (antes llamado Nuestra Señora del Rosario), en el terreno que en el Siglo XVI se le dio a los frailes de San Juan de Dios.
Estos frailes estaban dedicados a cuidar enfermos, perteneciéndoles el templo que era anexo al hospital de ellos. Era una de las edificaciones más antiguas de la ciudad.

Hoy solo subsisten de aquel gran edificio el templo de San Juan de Dios (ex museo de la ciudad) y la fracción que ocupa el Hotel Caribe. La mayor parte del terreno lo ocupa el estacionamiento Canto Moreill.


Después de la independencia desapareció el antiguo hospital de los frailes, suceso acontecido en 1820; y fue trasladado a la Mejorada, donde hoy están la Facultad de Arquitectura y el ex convento. La orden de frailes de San Juan de Dios se extinguió en Yucatán. Posteriormente todo el edificio sirvió como seminario de la diócesis de Yucatán llamado "Seminario Diocesano de San Ildefonso y Nuestra Señora del Rosario" Ahí mismo, a mitad del Siglo XIX se fundó el que fuera el Colegio Católico de San Ildefonso, que también era seminario.


Durante la Revolución, cuando se incautaron los bienes eclesiásticos se fundó ahí el Museo Histórico y Arqueológico de Yucatán en 1923. Miraba a la calle 61, incluyendo al templo de San Juan de Dios que también fue incautado y servía de museo. Este es el templo más antiguo de la ciudad y sirvió de Catedral antes de que esta se terminara.
Hasta finales de los años 50´s subsistió el museo. A finales de ese período, el edificio fue destruido y hecho un estacionamiento. En la parte del Hotel Caribe estaban ubicados los claustros.

 

Hotel Caribe

El Colegio Católico de San Ildefonso fue instalado en el mismo edificio en unión con el seminario conciliar. Se fundó en 1867 por el Pbro. Don Crescencio Carrillo y Ancona (futuro obispo de Yucatán e importante historiador sobre los mayas), y por el Pbro. Norberto Domínguez, personaje insigne de la enseñanza.

El ahora hotel Caribe representó la puerta de entrada de los colegiales todos los días.

Es el único que conserva, además de la puerta de entrada, los únicos vestigios coloniales, como los arcos y estructura.

Información otorgada por el C. Juan Francisco Peón Ancona, Cronista decano de Mérida, Yucatán

Como dato adicional, en el Colegio existió el primer observatorio astronómico y meteorológico de Yucatán, a cargo del Padre Norberto.